Los aditivos de molienda en los cementos con escoria

¿Quieres recibir este artículo completo en PDF?

Solicítalo aquí

Davide Padovani
Brendan Corcoran
José María Soriano Gil
MAPEI

La utilización de las escorias granuladas de alto horno (GBS) en la producción del cemento, está consolidada desde inicios del siglo pasado, gracias a las características físicas y químicas de este material (desde 1909, las reglas alemanas, permiten el uso de las escorias en la producción del cemento).

Es bien conocido, que las escorias son un constituyente válido para la durabilidad de los cementos: las propiedades hidráulicas y en algunos casos las ventajas económicas, han permitido la producción de cementos, donde el contenido de escorias puede variar desde pequeños porcentajes a altos niveles donde el contenido de clínker se muy elevado.

La amplia disponibilidad de este material especialmente en ciertas áreas geográficas, ha permitido la gran difusión de cementos con escorias (CEM III, de acuerdo con la norma estándar EN-197-1). En Europa (2001) la cantidad del CEM III constituye el 6,5% de la producción total y cuando sumamos la producción del CEM II / A-S y el CEM II / B-S (cemento pórtland con escorias), la cifra total alcanza ahora el 10,7%.

Actualmente, la mayor parte de las GBS producidas en Europa, están destinadas a la industria del cemento; es por esto encontrar en el mercado escorias con características ad hoc para las cementeras: la escoria ya no es mirada como un subproducto, sino como un componente fundamental para la producción de cementos durables de bajo calor de hidratación.

En este contexto, las fábricas de cemento, pueden encontrar en el mercado, las GBS caracterizadas con diferentes prestaciones y características, las cuales pueden coincidir con determinadas demandas (tipo de clinker, mercado, etc.).

Las ventajas del cemento con escorias respecto al cemento pórtland son: alta resistencia a la agresión química, bajo calor de hidratación y ventajas económicas. Por otra parte el límite de emisiones de CO2 en Europa ha contribuido a la producción de cementos con bajos contenidos en clínker y un creciente interés de las escorias como material sustitutivo.

Las desventajas consisten en la dificultad a ser molidas (las escorias son duras y a veces bastantes abrasivas), y las bajas resistencias que dan a edades iniciales. Esta última desventaja es la más importante, porque en los últimos años la producción de cementos se está orientando a dar cementos con buenas resistencias iniciales (1-2 días).

En este contexto, los aditivos de molienda, encuentran su uso ideal en la molienda de cementos con escorias, ya que están en grado de eliminar las típicas desventajas de este tipo de cementos (facilitando la molienda y aumentando las resistencias a edades iniciales) manteniendo de hecho las ventajas. (…)

¿Te ha gustado este artículo? ¡Compártelo!

¿Quieres recibir los artículos completos?

Tienes la posibilidad de realizar una suscripción anual (papel y digital) y te enviaremos la revista puntualmente en formato papel a tu dirección postal y en formato PDF a tu email.

SUSCRÍBETE A NUESTRA REVISTA
Ver ejemplar de muestra
  • NOTICIAS

VER TODAS LAS NOTICIAS

AGENDA

  • 18 de abril de 2024

    BIM On 2024

  • 24-27 de abril de 2024

    INTERMAT 2024

  • 24-27 de abril de 2024

    World Of Concrete Europe 2024

  • 25 y 26 de abril de 2024

    CONTART 2024

  • 21-23 de mayo de 2024

    CONSTRUMAT 2024

VER MÁS EVENTOS

ACTUALIDAD TWITTER

VER MÁS TWEETS